Esta Palabra Con “V” Es La Clave Para Una Dieta Saludable

Comer variedad de alimentos

Comer variedad de alimentos

Muchas personas que hacen dieta limitan su elección de alimentos. Esto deja sus cuerpos desequilibrados con una cantidad excesiva de ciertos nutrientes, mientras que carecen de otros. A nadie le gusta comer lo mismo todos los días, pero a veces lo hacemos por el bien de la conveniencia.

La variedad es una de las cosas a la que los nutricionistas le dan mayor importancia. La Comisión de Promoción de la Salud desarrolló una dieta de alimentación piramidal saludable recomendando comer una amplia variedad de alimentos, con una proporción mayor en granos, verduras y frutas, moderación en carnes y menores cantidades de grasas y aceites.

¿Por qué la variedad es importante en tu dieta?

La variedad es importante tanto por razones nutricionales como psicológicas. Una dieta variada es esencial para que una persona mantenga una buena salud y para mantener un buen bienestar psicológico. Los investigadores de la Escuela de Salud Pública de Harvard encontraron que las personas que tienen dietas similares a la de la pirámide de los alimentos tienen una mejor salud y un riesgo 40 por ciento menos de padecer de enfermedades del corazón.

Come de los cuatro principales grupos de alimentos, cada día. El Consejo de Promoción de la Salud identifica a estos grupos de alimentos como:

  • Arroz y sus alternativas (cinco a siete porciones por día).
  • Verduras y Frutas (dos porciones cada uno por día).
  • Carnes y sus alternativas (tres porciones por día).
  • Grasas, aceites, azúcares y sales (pequeñas cantidades).

Mediante la combinación de estos grupos de alimentos, asegurarás que tu cuerpo está recibiendo los nutrientes necesarios. Esto ayuda a mantener los niveles adecuados de nutrición.

Simplemente comer de estos grupos no es suficiente. Hay una variedad de alimentos en estos grupos que no necesariamente son considerados saludables como helados o dulces. Los cuatro grupos de alimentos pueden estar representados, pero no ofrecen beneficios si están recubiertos de azúcar. Elegir sabiamente de estos grupos es importante también.

La elección de forma saludable significa que debes buscar los alimentos que no se cocinan con exceso de grasa o azúcar, también significa la elección de la sección de carnes magras y quitar la grasa y la piel del pollo. Al hacer esto, eliminarás calorías y grasas innecesarias.

Al elegir panes y cereales, debes elegir los de granos enteros sobre las variantes refinadas y azucaradas. Mediante la sustitución de granos altamente procesados ​​por granos enteros nutritivos, verás que consumes más nutrientes. Muchos de los alimentos altamente refinados son despojados de los nutrientes y son malos para una dieta saludable. Por lo tanto, es importante que obtengas estos nutrientes en su forma natural.

Muchos alimentos también están enriquecidos con calcio y ácido fólico. Estos ayudan a asegurar que los huesos y los dientes se mantengan fuertes. El ácido fólico también es esencial en la prevención de defectos de nacimiento.

Sustituye comidas no saludables con alternativas saludables. Por ejemplo, puedes sustituir la carne oscura por la carne blanca sin piel del pollo. Esta es una buena manera de maximizar la nutrición sin perder sabor.

Es importante que continúes comiendo los alimentos que te gustan, pero con moderación. En lugar de renunciar al pollo frito, come menos cantidad y añade más verduras a tu plato. Lo mismo ocurre con los postres y dulces. Hacer pequeños cambios en tu dieta como ajustar la proporción de alimentos que comes normalmente, creará dietas más saludables que son fáciles de mantener.

Combina los alimentos para una nutrición óptima

¿Cómo se puede elegir una combinación de alimentos que te proporcionen una nutrición óptima? Combina los alimentos tales como carnes, frijoles, productos lácteos, verduras y granos enteros para formar una comida bien balanceada. Todos estos alimentos combinados te proporcionarán los diferentes nutrientes que tu cuerpo necesita.

Si no estás seguro del valor nutricional de un alimento, mira las etiquetas nutricionales. Las etiquetas son necesarias en todos los alimentos envasados ​​y pueden ser de utilidad para aquellos que buscan comer más sano. No sólo informan sobre las calorías, gramos de grasa y otra información nutricional del producto alimenticio, sino que también proporcionan información detallada sobre el tipo de vitaminas y minerales que contienen.

Al elegir alimentos saludables, los pequeños cambios pueden hacer una gran diferencia. Al intercambiar comidas grasas por comidas frescas y bajas en grasa te sentirás con más energía. El Centro para la Nutrición Humana llevó a cabo un estudio que sugiere que los participantes que ingerían comidas ricas en grasas se sentían menos alerta, más fatigados y tenían una energía más baja.

La importancia de las técnicas de cocina

Las técnicas de cocción son importantes. No cocines con aceite de alto contenido en grasas y evita el consumo de grasas innecesarias en forma de aceite. Si cocinas las verduras durante demasiado tiempo, en realidad pueden estar perdiendo importantes cantidades de nutrientes. Por ejemplo, si hierves demasiado el brócoli y luego le agregas mantequilla y queso, estás perdiendo nutrientes y remplazándolos con grasas. Para preparar las verduras es mejor hervirlas un poco. Cocerlas en menor cantidad de agua posible, usando sólo lo suficiente.

Cuando cocines las papas, es una buena idea incluir la piel. La piel contiene unas grandes cantidades de fibra, nutrientes y minerales. También puedes hacer papas al horno, en el microondas o a la parrilla para darles mejor sabor. Mediante el uso de estos métodos, se le suaviza la piel y se reduce al mínimo la necesidad de añadir mantequilla, crema agria, queso y tocino. Las alternativas más saludables son un poco de queso cottage sin grasa o yogur sin grasa.

Revisión Honesta del Sistema Venus

Ingresa Aquí Tus Comentarios

Leave A Response

* Denotes Required Field